Pensamientos

«Santa Ángela, Madre de los Abandonados» en videocuento

Ángela de la Cruz madre de los abandonadoa

SANTA ÁNGELA, MADRE DE LOS ABANDONADOS es el nuevo cuento de la colección Vidas de Santos de MARATANIA. Debería estar ya en librerías; desgraciadamente, la pandemia que sufrimos lo ha impedido. Esperamos que más pronto que tarde podamos publicarlo.

Mientras tanto, creemos que testimonios como el de Santa Ángela son luces para estos momentos de crisis. Con esta intención, hemos decidido ofreceros este vídeo con la lectura del cuento y sus ilustraciones.

Textos: Juan Pablo Navarro – Ilustraciones: Teresa Guzmán

Los cuentos ya publicados son: Miguel Mañara, el rico que sirvió a los pobres; Ignacio de Loyola, el soldado de Dios; Clara de Asís, la dama pobre.

Un fuerte abrazo a todos

Juan Pablo Navarro Rivas
Maratania
Edición. diseño, maquetación y servicios editoriales – Sevilla

maratania@maratania.es www.maratania.es Facebook Twitter Linkedin

La ternura de «Clara de Asís, la dama pobre»!

El cardenal Carlos Amigo, en su presentación del cuento «Santa Clara de Asís, la dama pobre», resaltaba su ternura: «La editorial ha tenido la sabiduría de darnos a conocer a los santos de esta forma sencilla y, en este caso, con una gran ternura».

Estamos enormemente agradecidos al numeroso público que abarrotó la presentación del cuento en la iglesia del monasterio de Santa María de Jesús, a la comunidad de monjas clarísas -que nos acompañó con sus cantos de coro- y a fray Carlos Amigo, que nos habló sobre la vocación franciscana y sobre nuestra colección de «Vidas de Santos».

«Lo que entusiasma es lo sencillo, lo diario; en la conversación de un niño con su madre, con su abuela, con su familia: los niños y por qué, y por qué, y por qué; y Clara de Asís va diciendo con su vida la respuesta que necesitan los niños porque no hay mejor forma para que comprendan los mayores que hablar con los niños».  Comentaba monseñor Amigo como resumen de «Clara de Asís, la dama pobre».

Y remataba su presentación con estas palabras: «La editorial Maratania, con textos de Juan Pablo Navarro e ilustraciones de María Bullón, ha publicado un delicioso, ilustrativo y muy pedagógico, muy pedagógico -!enhorabuena!- libro para conocer, emocionarse y poner muy cerca de todos el ideal de la vida franciscana de la venerable y querida dama pobre, santa Clara de Asís. Enhorabuena a los editores y a los autores de textos e ilustraciones y que Dios les pague y les bendiga por el mucho bien que van a hacer con su libro que, en forma de cuento, trata de la ternura de Dios en la vida de una mujer, Clara de Asís».

Juan Pablo Navarro resumió las enseñanzas de los tres cuentos publicados en la colección. En «Miguel Mañara, el rico que sirvió a los pobres», el camino de conversión de pasar de una fe infantil a una fe adulta. En «Ignacio de Loyola, el soldado de Dios», el discernimiento, el acierto al escoger entre el bien y el mal. Y en «Clara de Asís, la dama pobre», el centro y resumen de la vida cristiana: «el vivir enamorado». También adelantó que el próximo número de la colección, que saldrá en la cuaresma del 2020, será sobre la vida de Santa Ángela de la Cruz.

Un gran día, sin duda: muchas gracias. LAUS DEO.

Juan Pablo Navarro Rivas
Maratania
Edición. diseño, maquetación y servicios editoriales – Sevilla 

maratania@maratania.es  www.maratania.es   Facebook  Twitter  Linkedin

El cardenal Amigo presenta nuestra «Santa Clara»

El próximo 18 a las 18:00 nos honra el cardenal Carlos Amigo Vallejo con la presentación de nuestro último título, «Clara de Asís, la Dama pobre», de nuestra colección «Vidas de Santos».

Será en el Convento de Santa María de Jesús (calle Águilas, 22, junto a la Casa de Pilatos). El 50% de la recaudación será donada a la comunidad de monjas clarisas residentes en el convento.

Nos alegrará contar con vuestra asistencia.

Ya se puede adquirir en librerías o en nuestra web

Clara de Asís (1194-1253) es una de las más grandes santas de la Iglesia católica y una de las mujeres más importantes de la Edad Media. De familia noble, abandonó las riquezas para seguir el modo de vida radical que predicaba Francisco de Asís. Fundadora de las Clarisas, siempre defendió el “privilegio de la pobreza” para ser libre y vivir enamorada de Cristo.

En este relato, Beatriz descubre una cajita con estampitas de Santa Clara. A través de ellas, su madre le irá contando su valiente decisión, sus prodigiosos milagros y lo que nos enseña su vida.

Textos: Juan Pablo Navarro Rivas / Ilustraciones: María Bullón Vives

Clara desafió la lógica del Mundo: para ser libre, se encerró en un convento; para ser rica, abandonó las riquezas y vivió pobre; y, sobre todo, fue una mujer profundamente enamorada, enamorada de Cristo.

Además de a Clara, el cuento nos da a conocer personajes femeninos de un carácter excepcional: su madre Ortolana, sus hermanas Inés y Beatriz, Inés de Bohemia, Pacífica…

Clara y Francisco de Asís son dos gigantes que siguen hoy día inspirando la vida de muchas personas. Este relato enseña, en buena medida, lo extraordinario de estas vidas con el ánimo de que transmitan su luz a las nuevas generaciones.

Creo firmemente que debemos regalar cuentos de santos a nuestros hijos. De lo que se trata es de educar a nuestros hijos para que sean libres. Los santos son los mejores referentes que podemos regalarles.
Pero ¿quiénes son los santos?
Para mí, tienen tres regalos principales: viven confiados en Dios, se alimentan de la oración y de los sacramentos, y ven a Cristo en los demás. Una ruta ideal para descubrir la verdad y vivir libres.
Y además…
¡Son divertidos!

Juan Pablo Navarro Rivas
Maratania
Edición. diseño, maquetación y servicios editoriales – Sevilla 

maratania@maratania.es  www.maratania.es   Facebook  Twitter  Linkedin

«Clara de Asís, la dama pobre» – Publicamos el tercer título de la colección «Vidas de Santos»

Acabamos de publicar un nuevo relato ilustrado de nuestra colección «Vidas de Santos».

Clara de Asís (1194-1253) es una de las más grandes santas de la Iglesia católica y una de las mujeres más importantes de la Edad Media. De familia noble, abandonó las riquezas para seguir el modo de vida radical que predicaba Francisco de Asís. Fundadora de las Clarisas, siempre defendió el “privilegio de la pobreza” para ser libre y vivir enamorada de Cristo.

En este relato, Beatriz descubre una cajita con estampitas de Santa Clara. A través de ellas, su madre le irá contando su valiente decisión, sus prodigiosos milagros y lo que nos enseña su vida.

Clara desafió la lógica del Mundo: para ser libre, se encerró en un convento; para ser rica, abandonó las riquezas y vivió pobre; y, sobre todo, fue una mujer profundamente enamorada, enamorada de Cristo.

Además de a Clara, el cuento nos da a conocer de personajes femeninos de un carácter excepcional: su madre Ortolana, sus hermanas Inés y Beatriz, Inés de Bohemia, Pacífica…

Clara y Francisco de Asís son dos gigantes que siguen hoy día inspirando la vida de muchas personas. Este relato enseña, en buena medida, lo extraordinario de estas vidas con el ánimo de que transmitan su luz a las nuevas generaciones.

 

Creo firmemente que debemos regalar cuentos de santos a nuestros hijos. De lo que se trata es de educar a nuestros hijos para que sean libres. Los santos son los mejores referentes que podemos regalarles.
Pero ¿quiénes son los santos?
Para mí, tienen tres regalos principales: viven confiados en Dios, se alimentan de la oración y de los sacramentos, y ven a Cristo en los demás. Una ruta ideal para descubrir la verdad y vivir libres.
Y además…
¡Son divertidos!

CRÉDITOS

Textos
Juan Pablo Navarro Rivas
Ilustraciones
María Bullón Vives

Juan Pablo Navarro Rivas
Maratania
Edición. diseño, maquetación y servicios editoriales – Sevilla 

maratania@maratania.es  www.maratania.es   Facebook  Twitter  Linkedin

 

 

 

Aguilar de la Frontera ¿relojes, cadenas y subterráneos? Un lugar para deleitarse con la Belleza

aguilar-de-la-frontera-5 aguilar-de-la-frontera-4No hay nada comparable al conocimiento. Pero la ignorancia que le precede es la mejor salsa para que esa grata sorpresa que nos produce lo nuevo nos lleve al deleite. Así me ocurrió en Aguilar de la Frontera, donde, solo pertrechado por lecturas, fui para realizar fotos para nuestro nuevo libro: «Córdoba y su provincia». Aparqué junto a su singular Torre del Reloj, obra de Juan Vicente Gutiérrez, y anduve hasta la octogonal plaza de San José, del mismo autor, que llama la atención por su armonía y grandeza. aguilar-de-la-frontera-6

Ascendí por la calle Moralejo y, al llegar al convento de las Descalzas, la puerta abierta de su iglesia me invitó a entrar; estaba expuesto el Santísimo y varias mujeres rezaban devotamente. Su contemplación la acompañaba el barroco cofre que es su templo: un completo despliegue barroco de retablos, yeserías y pinturas que cubren, en horror vacui, sus muros.

aguilar-de-la-frontera-3

Seguí calle arriba y, tras pasar por la casa de las Cadenas, llegué a Santa María del Soterraño. Aunque estaba cerrada, tuve la suerte de que unas encantadoras «beatas» que se encargan semanalmente de su limpieza me invitaron a entrar. Aparte de disfrutar de su simpática conversación, pude recorrer este inmenso templo levantado en memoria de la aparición de la Virgen a un pastor. Agradecí subir al camarín de Nuestro Padre Jesús Nazareno. En sus escaleras, descubrí un viejo conocido: «El Mirabalcones»; el que había sido cirineo de mi hermandad de Pasión hasta 1951. Ya arriba, junto al Señor de dulce mirada con el fondo de los techos decorados con complejas yesería, agradecí la Belleza; sin duda, la más alta cima del conocimiento.

aguilar-de-la-frontera aguilar-de-la-frontera-2

aguilar

Aguilar de la Frontera en el libro «Córdoba y su Provincia» de Maratania.

Juan Pablo Navarro Rivas

Maratania
Edición. diseño, maquetación y servicios editoriales – Sevilla
maratania@maratania.es  www.maratania.es   Facebook  Twitter  Linkedin

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Nuevo Libro en colaboración con la Fundación San Telmo

Cubierta Reflexiones Académicas cambiadaLa Fundación San Telmo es uno de nuestros más antiguos clientes. De esa larga colaboración con una de las instituciones más importantes de Sevilla ha salido un nuevo libro: «Reflexiones Académicas para la Dirección de Empresas».

El lector encontrará reunidos artículos de José Miguel Amuedo Dorantes, Jorge Bernal González-Villegas, José Miguel Caballero Real, Fernando Faces García, Antonio Garcia de Castro, José Luis García del Pueyo, Manuel González Toruño, Antonio Hidalgo Pérez, Raúl Ibáñez Trianteno, Esteban Jiménez Planas, Rocío López Pérez,  Isauro López Polo,  José Luis Lucas Tomás, David Moreno Utrilla, Eduardo Olaya Estefan,  Juan Pérez Gálvez,  Juan Vaz Calderón, Ricardo Velilla Barquero, Antonio Villafuerte Martín.

Un atraco en los setenta en la calle Aire – Y, ahora, tan amigos – (207)

Makinavaja, el chorizo que imaginó Ivá

Makinavaja, el chorizo que imaginó Ivá

En lo años setenta, el «chorizo» era miembro característico de la fauna hispalense. Pocos fueron los colegiales de aquella época que se libraron de su atraco a punta de navaja. Su interés era trincarte tus pocas monedas, el reloj o cualquier otra cosa de valor que llevases. Su violencia tenía como interés el hurto y no mostrar su superioridad, tal como vino después. Así que, si no te enfrentabas, lo normal era que salieses ileso.

Un día de aquellos años, volvía del colegio con mi amigo Pepe y, cuando embocábamos la calle Aire, vi que, de espaldas a la calle Mármoles, venías dos personajes inconfundibles.

– Pepe, vienen hacia nosotros dos «chorizos».

A pesar de ello, seguimos andando y, al llegar a la mitad de la calle, nos sacaron un enorme cuchillo. Uno de ellos era delgado, con el pelo algo más largo por detrás y cortado recto, y aspecto de sieso. El otro era gordo y tenía un ojo de cristal.

– ¡Dadnos lo que tengáis¡ -nos dijo el canijo.

No sabían con el par de tiesos con los que se habían encontrado. Empezamos a hurgar en nuestros bolsillos y de ellos no salieron ni diez pesetas.

– ¿No tenéis mas? ¡Qué esto pincha¡ -nos espetó de nuevo el canijo.

El del ojo de cristal empezó a buscar en nuestro cuello y en nuestras muñecas y descubrió mi reloj.

– ¡Pero si es muy malo, si no tiene ni un  rubí¡ -el rubí, esa medida de la calidad de los relojes que todos conocíamos antes de que llegase nuestra era digital.

El gordo sonrió y lo dejó en mi muñeca. Nos miró a los dos y, de repente, nos dio a cada uno un abrazo y se despidió diciendo:

– Y, ahora, tan amigos.

Respirando aliviados, nos alejámos contentos, satisfechos tras conocer a nuestras nuevas amistades.

Juan Pablo Navarro Rivas
Maratania
Edición. diseño, maquetación y servicios editoriales – Sevilla
maratania@maratania.es  www.maratania.es   Facebook  Twitter  Linkedin

Esta es mi lista ( pero no la única) de mis libros favoritos de ficción – 200

DIPUTAMi amigo Juan Ramón me pide, en una de estas divertidas modas de Facebook, que confeccione una lista de diez títulos de ficción según mi gusto. Aquí va:

  1. Don Quijote de la Mancha, Miguel de Cervantes
  2. Relatos de Borges (no me hagan elegir)
  3. Relatos de Cortazar (cualquiera me vale)
  4. El Caballero Inexistente, Italo Calvino
  5. La Conjura de los Necios, John Kennedy Toole
  6. Crimen y Castigo, Fiódor Dostoyevski
  7. El Criticón, Baltasar Gracián
  8. Ulises, James Joyce
  9. Astérix el Legionario, Renë Goscinny
  10. Fahrenheit 451, Ray Bradbury

Y, como diría Isbert,  os debo una explicación, y esta explicación que os debo, os la voy a pagar. Que yo os debo una explicación que os tengo que explicar. Así que os explico.

  1. ¿Cómo no? ¿No es la mejor?¿ No es, acaso, la novela de la que nacen el resto?¿No es el libro más sabio tras la Biblia? Además, es el libro por el que más veces me he paseado y divertido por sus páginas. Y, por último, no es broma, yo creo que mi Señor Don Quijote existe más que muchos que los parió su madre y, que allá en el cielo, los dos cabalgaremos juntos para contemplar a Dios.
  2. Lo bueno, si breve, dos veces bueno. El mejor laberinto en que perderte.
  3. Su español es una delicia. Recuerdo la primera vez que leí uno de sus relatos: empecé nada más salir de la librería y lo acabé al llegar a mi casa, consiguiendo que ningún coche me atropellara y sin chocarme con ninguna farola. No sé cuántas veces, conversando, habré hablado de Deshoras para explicar cómo cambia el sentido del Tiempo conforme pasan los años.
  4. ¡La existencia de una armadura a la que nadie habita! ¿Puede existir un personaje más peculiar? Quizá cualquiera de su Trilogía de los Antepasados: un barón que decide vivir en los árboles o un vizconde que vive dividido en dos mitades.
  5. ¡Qué soy de los ochenta! Esos años de mi juventud en que la buena fortuna nos trajo que los libros de moda fueran El Perfume, El Nombre de la Rosa o Las Memorias de Adriano y a este personaje incomparable: Ignatius J. Reilly.
  6. A uno que, como yo, piensa que nuestra vida es fruto de nuestras decisiones morales ¿cómo no le va a apasionar Dostoyevski?
  7. Todo sevillano tiene alma barroca. Creo que con El Criticón inicié, fuera de los de texto, esa necesaria costumbre de subrayar los libros.
  8. Una de mis más repetidas frases, «hemos de aprehender los signos de las cosas», habita el mar por el que navega Leopold Bloom.
  9. Sigo leyéndolo después de tantos años y riéndome cada vez más con él mientras lo comparto con mis hijos. Cuando veo mi biblioteca, mis asterix, mis tintines y algún raro Mortadelo son los libros que miro con más cariño. Sin exageración, a ellos le debo mucho de lo que soy.
  10. Me encanta la ciencia ficción y cierra bien la lista porque siento envidia de aquellos hombres que guardaban en su memoria los libros mientras que a mí su recuerdo se me quema nada más leer su última página.

Esta relación vale como otra cualquiera, aunque los dos primeros, junto a la Biblia, serían los que me acompañarían a esa famosa y transitada isla desierta a la que sólo se pueden llevar tres libros. Por lo demás, creo que retrata que cada vez soy menos novelero, entiéndaseme en todas las acepciones del diccionario, y que huyo de ser un esnob. Y, sin embargo, al confeccionarla, ahora que mis gustos se alejan cada vez más de la afición por la novela, me ha venido el recuerdo de cuando leía con fruición cada una que me caía en las manos y el tiempo me sobraba, los ojos no se cansaban y la espalda no me dolía. Y así, miro ahora mi biblioteca y no puedo sino recordar con dolor las palabras de Borges: Tras el cristal ya gris la noche cesa y del alto de libros que una trunca sombra dilata por la vaga mesa, alguno habrá que no leeremos nunca».

Juan Pablo Navarro Rivas
Maratania
Edición. diseño, maquetación y servicios editoriales – Sevilla
maratania@maratania.es  www.maratania.es   Facebook  Twitter  Linkedin